miércoles, 6 de septiembre de 2017

Desaparecido

Uno se va haciendo la idea.
Otro agujero en el pecho.
Otra voz en silencio.

A la espera, estaban.
Al acecho.
Esperando que las nubes densas
se posen en nuestras miradas

No me quiero ir, dijo. 
Pero se fue igual,
y la nube espesa
te rompe la cabeza
y el agujero se ensancha

Tranquilos, en la niebla,
hay lugar para todos. 

No hay comentarios: